El día de las tiendas de discos

El Record Store Day se celebra el tercer sábado de abril en todo el mundo desde 2008. La de este año es por tanto su quinta edición. La iniciativa busca promover la vuelta del aficionado a la música a las tiendas de discos, aquellos cubículos de los que nunca debió huir, probablemente. O habría que decir “de donde nunca debió haber sido expulsado”.

La estrategia es clara y brillante: conjugar un buen montón de ediciones FÍSICAS (¿me oyen? ¿lo recuerdan? de cuando se compraba música que se podía tocar con los dedos y que ocupaba lugar en las estanterías, y no en los discos duros) EXCLUSIVAS, que solo podrán ser compradas ese día y en una tienda FÍSICA, con una enorme lista de conciertos, performances, actuaciones, etc., que haga atractiva la presencia de público en esos añorados establecimientos.

Ojo, no se me malinterprete. No soy un trasnochado reaccionario que piensa que todo tiempo pasado fue mejor, y que abomina de la nueva industria musical en la que las ventas no se forman con vinilo sino con bytes, megabytes y terabytes. No. Hay múltiples ejemplos de que el Octopus CREE firmemente en un cambio en los paradigmas de la comercialización de música grabada. Simplemente me resulta chocante ver cómo aquellos que, con precios desorbitados y ediciones en CD de pésima calidad, lograron que la gente abandonara la sana y divertida costumbre de revolver en cajones de discos e irse con una bolsita a casa, dedican ahora ingentes esfuerzos para que volvamos.

No cuento la historia de cómo quedaron las tiendas de discos de Vigo (y alguna de Santiago que solíamos frecuentar), porque no quiero ponerme a llorar. Así que me sumaré al optimismo y apoyaremos desde aquí las iniciativas surgidas con motivo de este día, porque, qué carallo, son MUY MUY MUY interesantes.

Mientras en USA y en las islas británicas estos 5 años están llenos de impresionantes discos exclusivos, conciertos, exposiciones y un catálogo de actividades espectacular, aquí en España nos hemos pasado el tiempo mirando al cielo a ver si escampa, y hemos pasado de todo. Pero por suerte, lo que el año pasado fue una tímida arrancada (recuerdo por ejemplo un single de Cooper exclusivo para ese día), este 2012 se ha convertido en un espectacular cúmulo de actos por todos lados.

No llegaremos al nivel del Record Store Day internacional, no. Veamos: Abba, Beach house, Bonnie Prince Billy, Bruce Springsteen, Coldplay, David Bowie, Destroyer, Devo, Gene Clark, Lana del Rey, Mastodont/Feist, P.I.L., Sigur ros, The flaming lips, The white stripes, Tortoise, Battles, Death cab for cutie, Wilco… la lista es interminable y toca todos los palos.

España no sale en la web oficial (Portugal SI), aunque en teoría SI hay una programación oficial en tiendas y en sellos. Esta es su web. Los nombres españoles que participan este año es un poco más modesto: Eskorbuto, ese es el único nombre que sale. La queja de las tiendas de discos españolas es que las distribuidoras que trabajan en España y las filiales nacionales de las grandes compañías no aportan el esfuerzo necesario para traer las referencias del RSD internacional y para generar referencias propias. Seguramente sea verdad, pero un single de Elefant en 2011 y un disco de Eskorbuto en 2012 parece muy poco bagaje para celebrar el día de la música en las tiendas de discos. La programación de actuaciones tiene mucha mejor pinta.

Paralelamente a la versión oficial (y según sus creadores sin conocerla) se ha construido una aventura pirata, pero de muchísima mejor calidad y hecha desde luego con mucho más amor a la música y mucha más imaginación. Quizá su éxito, dada la rapidez con la que se ha puesto en marcha, se debe a que no solo cuenta con la ayuda de los sellos (en este caso de un montón de sellos pequeños) sino que prácticamente la iniciativa ha salido de los propios sellos, y ha contado con una entusiasta e inestimable colaboración por parte de las tiendas. Su página es ésta y su programación, tanto en conciertos en las tiendas como en discos publicados para el evento es espectacular. Un split con canciones de Dënver, Sundae, Zona negativa y Evripides & His tragedies, la edición en vinilo del disco de Odio París, un single inédito de Pauk y hasta ¡CASETES! de Zephyr Lake y Ocellot aportan un conjunto de ediciones exclusivas que estarán a la venta ese día en las tiendas participantes en el evento. Un magnífico recopilatorio digital (que se hará CD-R para el día 21) completa esta iniciativa.

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. Trackback: El Record Store Day en Galicia « El jardin de Octopus

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: